Archivos para marzo, 2012


Otra reseña de la novela que aparece en el blog  ‘De todo un poco’ (muchísimas gracias por tu interés María y por la reseña).  Es muy buena,…

Hace unos meses, el periodista y escritor David Yagüe se puso en contacto conmigo para ofrecerme leer ‘Bravo Tango Siete. El contratista’, su primera novela. Antes de aceptar su propuesta, pude ver el tema que trataba en su libro y, la verdad, me llamó muchísimo la atención.

Antes de empezar a reseñar, me gustaría darle las GRACIAS a David. Hemos pasado unos meses en contacto porque parecía que la novela no quería llegar a mis manos. Al final, todo llega y esta misma semana tenía en mi buzón ‘Bravo Tango Siete. El contratista’. Apenas me ha durado dos días entre las manos y tengo que decir, que ha cumplido con creces las expectativas generadas…

‘Bravo Tango Siete. El contratista’ comienza y termina en Irak. Tras la caída de Sadam Hussein las tropas internacionales, en concreto las americanas, siguen campando por un país destrozado, lleno de polvo y terror en las calles.

Carl Robson es un contratista de seguridad estadounidense, algo así como un mercenario, que es secuestrado por la insurgencia iraquí. Por motivos que en un principio desconocemos, parece ser que su rescate es algo prioritario, tanto, que la nueva policía de Irak se pone al servicio de los estadounidenses para lograr rescatar a este hombre y así dar una nueva imagen al mundo. Al frente de esta misión se pone Kassem Homan, un ex miembro de la policía secreta del dictador Sadam. Kassem es un tipo peculiar, que tiene un pasado que poco a poco iremos descubriendo porque para él, lo que de verdad está en juego, es la vida de su hijo.

En este grupo especial de operaciones, hay chiitas, sunitas y kurdos. Sorprendentemente, las diferentes facciones políticas del país se unen para intentar salvar la vida a un soldado americano y por eso, saltan chispas entre ellos… Las discrepancias y la poca confianza entre unos y otros es algo evidente y, por lo tanto, algo que en ocasiones no hará más que retrasarles en una investigación cada vez más turbia y que se va complicando cada día que pasa.

El Gobierno de los Estados Unidos, Al Qaeda, la insurgencia, los mercenarios… Todos son protagonistas en ‘Bravo Tango Siete. El contratista’, una novela llena de acción y con una trama trepidante que nos dejará sin respiración y con ganas de saber más página a página, hasta que nos encontramos con un final del que no nos sorprendemos pero que tampoco esperamos.

Con ‘Bravo Tango Siete. El contratista’, nos trasladamos a un Irak post Sadam Hussein, un Irak del que todos tenemos imágenes en la cabeza pero que al mismo tiempo nos parece irreal, quizá por la distancia, quizá porque no queremos creer que en determinadas partes del mundo las bombas exploten día sí, día también y los atentados suicidas sean rutina.

David Yagüe rubrica una espléndida novela, un thriller magnífico, con ciertos tintes cinematográficos pero que, por fortuna, la podemos disfrutar en papel. Escrita en tercera persona, ‘Bravo Tango Siete. El contratista’, rezuma originalidad por sus diálogos, por su trama y porque a pesar del tema serio que trata, el humor también está presente con frases ingeniosas y puntillosas.

También habría que destacar al grupo de protagonistas a los que David ha sabido dar vida. La desconfianza reina entre ellos, enBasora, en una ciudad donde los fantasmas se multiplican, y es que, esta frase, es la que mejor define una novela de la que nos costará desprendernos y que desearemos que dure un poco más.

‘Bravo Tango Siete. El contratista’ es un libro diferente muy bien articulado y estructurado, con capítulos cortos y ágiles, que nos va situando en una trama política y de acción, que nos llevan por toda la geografía iraquí, en la que viajamos a través del furgón de este curioso grupo y que tienen una misión que cumplir. ¿Se salvará Carl Robson? 10/10.

La reseña en su post original. 


Otro lector VIP, que ha ido apareciendo en estos dos meses de andadura de la novela. Se trata del escritor santanderino Pedro Santamaría, autor de la novela Okela. Espartanos en Cantabria (Pàmies, 2011). Dice de la novela…

Muy dinámica, muy bien hilada y manteniendo el suspense de principio a fin. Bravo Tango Siete no te deja descansar y destila un pragmatismo natural y humano: Las cosas son como son pero nada es lo que parece, ni los malos son tan malos, ni los buenos son tan buenos.

¡Muchísimas gracias Pedro!


Durante el último mes he escrito algunos temas sobre el lamentablemente conflictivo Oriente Medio, tres son sobre Siria y otros dos sobre Irán. Sé que no son sobre el Irak sobre la novela, pero también estos dos países son citados en la historia, así que, vienen a colación.

 

Os lo dejo por si os interesa leerlos.

 

Siria, la república dinástica de los ‘leones’ que se resiste a caer tras la primavera árabe

La Cruz Roja en Siria: “La gente de la calle está pagando los efectos de las sanciones”

“Hablo con mi madre en Homs por teléfono y, de fondo, escucho el ruido de las bombas”

La crisis internacional con Irán: ¿prolegómenos para una nueva guerra en Oriente Medio?

El embajador iraní en España: “Occidente sabe que Irán no quiere tener armas nucleares”

Lectora VIP: Lorena García

Publicado: marzo 1, 2012 en Lectores VIP

En sus dos primeros meses de vida, Bravo Tango Siete. El contratista está teniendo ya su buen puñado de lectores. Todos son fundamentales para esta novela y su autor (hombre, ¡sois mis primeros lectores¡), pero algunos de esos primeros lectores por ser más conocidos o ser escritores los vamos a denominar lectores VIP… Y oigan, ya los hay.
La primera es Lorena García la extraordinaria presentadora de Castilla La Mancha Despierta (Castilla La Mancha Televisión), a la que hace muy poco entrevistaban en Encastillalamancha y ….

 

¿Qué libro está leyendo?

Dos. “La inmortalidad”, de Kundera, que me lo leí en la carrera y es el típico libro que te lees 10 años después para comprobar si lo ves igual o no; y “Bravo Tango Siete. El Contratista”, de un amigo, David Yagüe. Apunta, apunta… Promocionemos a los jóvenes escritores.